Tendencia

Kell Fuller camiseta mojada y en bolas en la piscina | Bentley Race

Es alucinante presenciar en un hombre el cambio físico de la adolescencia a la edad adulta. Todos nosotros lo hemos experimentado, pero verlo en otro tio es la hostia y más cuando es para mejor, cuando se muda esa piel de niñato imberbe a un tiarrón completamente follable. Ya no hace falta esperar más, queremos a Kell Fuller ya a pleno rendimiento petando culos o dejándosela meter rabo, que creo que ya está más que preparado.

Ha pasado poco más de año y medio y hemos visto su evolución desde aquel chavalín que no era consciente de lo que tenía entre manos en el dormitorio, pasando por una sugerente lección de su anatomía en chándal, hasta hace apenas unas semanas en que se nos ponía las gafas y mostraba otro estilo totalmente distinto al que nos tenía acostumbrados, ese azafato perrete al que llevarse al baño y aporrearle con la polla.

Ahora llega el Kell Fuller hombretón, con sus pelos en los huevos, el mismo rabo largo de siempre que nos encanta, esa mirada matadora de ojos claros y un cuerpazo de vigilante de la playa, para pasar un rato divertido en una piscina hinchable jugando a las camisetas mojadas y asomando el periscopio por encima del agua. Kell, espéranos que vamos para allá para acompañarte en tu baño! Yo me pido pajearle la polla con los pies. ¿Y tú?

VER AHORA A KELL FULLER EN BENTLEYRACE.COM

VER AHORA A KELL FULLER EN BENTLEYRACE.COM

Cerrar