Tendencia

Straight Porn Side: Especial Johnny Sins el calvo empotrador y pollón de Brazzers que se las folla a todas

Conocido en la comunidad hetero como el famoso calvo de Brazzers, Johnny Sins es una figura muy respetada y todo un icono del porno que a finales de este año alcanzará los cuarenta tacos en una forma envidiable. Vamos, que si te vas a introducir en el porno hetero, se hace imprescindible que veas algunas de sus escenas para comprobar que este macho empotrador se merece el lugar que ocupa. Alto, fuerte, varonil, apuesto y por supuesto con una grandísima, larga, gorda e irresistible herramienta de trabajo que abre piernas y descorcha coñitos allá por donde va.

Ya sólo con las escenas que ha rodado en Brazzers, estamos hablando de que se ha follado a más de dos mil tias. Si estuviéramos en el mundo animal y las hubiera dejado inseminadas a todas con su enorme verga, estaríamos hablando de la formación de un pequeño imperio de pequeños Sins que de aquí a unos años harían subir la media mundial de la medida del pene del hombre como especie humana.

Os confieso ahora que él es el máximo responsable de que una de mis posturas favoritas que hacen que me saque toda la leche sea la de ver a un tio sentado con una gran polla follándose un culazo, una gran barra penetrando un agujero, con el conducto cavernoso intermedio del pene hinchado que destaca sobremanera sólo en los rabos más gordos y que me pone cerdo. Ya la tengo durísima y espero que vosotros también, así que vamos a ver cómo se las folla a solas y a pares este cabronazo.

NEWS ANCWHORES

 

VER LA ESCENA EN BRAZZERS.COM

Que en una cadena menor de televisión ocurran cosas interesantes es más probable. Escasos medios y gente menos preparada da lugar a más fallos y encima las noticias locales no tienen ningún tipo de interés. Por eso en Brazzers News han decidido tomar otro rumbo para enganchar a la audiencia contratando a dos tiarronas que han conseguido levantar la audiencia. Y cuando nos referimos a levantarla queremos decir en plan literal, porque desde que hicieron acto de presencia han tenido que triplicar la emisión de las noticias para que los exigentes pajilleros que hay detrás de la pantalla puedan calmar sus ansias de tetas.

Las muy perras saben cómo hacer empalmar a los tios con su sección publicitaria anunciando dildos gigantes, chupándolos como putas y haciendo que empequeñezcan entre sus enormes tetas. A la cadena se le ha escapado de las manos la situación y el regidor Johnny Sins recibe órdenes de parar la emisión cuando estas dos cerdas se suben a la mesa y empiezan a meterse los dildos por el coño.

Lejos de frenar la situación, lo que consigue es dar al público otra razón más para ver cumplidas sus fantasías y seguir enganchados al informativo cuando las dos perracas le sacan la gigantesca verga por la bragueta y se la empiezan a mamar a dos bocas. Y menudo rabaco tiene el tio, incluso más grande que los dildos. Sin nadie que pueda parar ya la situación, Johnny se las folla a pelo y ofrece a la audiencia una lección de anatomía y sexualidad que pasará a los anales de la historia.

NURU NYMPH

 

VER LA ESCENA EN BRAZZERS.COM

¿Se puede llamar “relax” a que a un hombre se le pongan las pulsaciones a doscientos? Pues depende. Porque si de lo que estamos hablando es de practicar sexo, teniendo en cuenta lo que sucederá en unos minutos o algo más de una hora después de practicarlo, pues sí que se le puede llamar relajación, cuando el gustito salga por toda la polla y quede un alivio tremendo.

Después de conocer a la masajista profesional en su consulta, la chica invita a Johnny a su mansión para darle otra sesión personalizada. La muy traviesa le ha dejado relajado y dormidito boca abajo sobre una toalla en el suelo y le despierta de nuevo haciéndole un masaje especial, deslizando su cuerpo desnudo por su espalda, dejando que sienta sus duros pezones y la suavidad de sus pechos. Irresistible para un hombre.

Cuando Johnny se da la vuelta, ya la tiene empalmada, algo que ella ya preveía. Con lo que no podía contar era con ese considerable tamaño de rabo. Lo relame como una gatita de los huevos a la punta y para cogerlo una mano se le hace poco. Le agarra el trabuco a dos y lo pajea con fuerza. Todavía tiene espacio para chupar lo único que le cabe en la boca, el grandísimo cipote y esos primeros centímetros de polla que en breve estarán perforándole el coño. Al final se hacen un masaje mutuo. Ella le hace una pajilla con sus tetas y él hace danzar su pollón entre los gordos labios de su rico chochito.

THE SPIT SHINE SLUT

 

VER LA ESCENA EN BRAZZERS.COM

Volvemos a la cadena local de televisión. Johnny Sins es empleado para todo, hasta del vestuario de las estrellas que serán entrevistadas. Esa noche la super estrella Brit llega para cantar uno de sus hits y para que todo quede bien en pantalla, Johnny es el encargado de lustrarle las botas de cuero con algo de aceite. Se siente un pobre limpiabotas, hasta un esclavo de meretriz haciendo eso. Entonces ella se abre de piernas, descubre su chochámen y aprieta más de la cuenta le bote que lleva en las manos dejándole todo el coño mojado.

Si parecía un esclavo, esperad a ver esto, porque Brit lo convierte en uno de verdad obligándole a limpiarle el coño con la lengua. Menudo carácter tiene la tia, como para no seguir sus órdenes. Johnny se lo relame y no lo hace solo quedándose en la superficie para cumplir y dejarlo inmaculado, sino que le pone dedicación y empeño aprovechando la ocasión para comerle toda la almeja a la cantante.

Su habilidad con la lengua hace que Brit le conceda un pase VIP para meterle la polla dentro, pero sólo si da la talla. Él ya sabe que sí tiene rabo suficiente para follársela, pero es ella quien debe decidir. Le pone nervioso mientras parece decidirse pajeándole el rabo entre sus botas y al final decide que sí es lo bastante grande como para que se lo enchufe por detrás. Sesión de unplugged en el camerino.

MAKE ME WET

 

VER LA ESCENA EN BRAZZERS.COM

Lobo solitario, Johnny no necesita de escuderos para follarse a las tias. Seguro de sí mismo, sabe que su apariencia de machote empotrador, su mirada y su gigantesco rabo son su éxito para camelarse a las chicas. De vacaciones en el resort de un hotel, bajarse de buena mañana a la piscina sin el bañador puesto, tal y como su madre lo trajo al mundo, son garantía segura de cazar un coñito fresco.

A la primera tia a la que ve aparecer por allí parece que también le va el nudismo, eso o que no esperaba a nadie tan pronto surcando las olas, porque sale con las domingas al aire, unas peras grandísimas, colgantes y apetitosas que hacen que a Johnny se le ponga dura la polla, sin poder evitar que su cipote saque el periscopio por debajo del agua.

Unas buenas tetazas, un coño ardiente y una polla deseando caña y escupir todo su esperma no están para perder el tiempo. Ambos se lanzan a la llamada de su propia naturaleza y coño y rabo se unen en comunión bajo el agua. A Johnny le encanta comerse esa almeja mojada, ver a la tetona con sus pechos rebotando cuando salta sobre su verga o cuando se mueven como flanes tumbada en el suelo al empalarle el castigo. Con mucho dolor y pena en su corazón, se ve obligado a ensuciar su linda carita regándola con todo su varonil esperma.

VER LA ESCENA EN BRAZZERS.COM

Cerrar