El cazador se folla sin condón a un pibe argentino fibradito que conoce en el garaje | Latin Leche

Como en edificios tan grandes es fácil cruzarse constantemente con gente con la que no sabías que convivías en comunidad, el cazador ha decidido buscar su nueva presa en el parking de uno de los mega edificios de Buenos Aires, alquilando una habitación y haciéndose pasar por un vecino. Ha tenido buen ojo el cabrón, pillando a un chaval guapete que llegaba de trabajar y hacer algunas compras, vestido de zapas nike, vaqueros claros y chupa deportiva, muy casual.

Le vio tan receptivo al hablar, que enseguida le soltó un billete por lo bajo y le propuso subir a su apartamento al piso 17 donde le pondría una peli porno con chicas desnudas para que se hiciese una paja. Aunque un poco reticente, la idea se la puso dura y el cámara aprovechó para que antes de subir en el ascensor, se tocase un poco el paquete. Se le notaba un buen bulto al chaval y la pija le estaba empezando a crecer hacia un lado.

El viajecito en el ascensor subió la temperatura, porque le cazador le sobó el tremendo paquete que no paraba de crecer y ponerse más duro a cada segundo que pasaban allí encerrados. No tuvo que darle más dinero, ya él solito se encargó de ofrecer rabo al cámara, se definió como un chico morboso y que, aunque no había estado nunca con un pibe, todo se podía mirar. Preguntó al cazador qué quería y al rato tuvo entre sus manos la pedazo pija del chaval, morenota, gorda y larga.

Al salir del ascensor le pidió que no se la guardase, que andase con el rabo colgando para ver el lindo movimiento de vaivén y también su trasero. Al final el chico le llevó a su propio apartamento y se quedó en bolas mostrando un cuerpo digno del deporte que practicaba todos los días, el crossfit.

No tenía mucha experiencia chupando pollas, pero le ponía empeño intentando tragarse la del cámara, hasta intentó atragantarse con ella metiéndosela hasta los huevos por la garganta. Un chico decidido, sin duda, sin miedo a probar nuevas experiencias y una de ellas, además de comerse su primer rabo, fue sentarse a pelo encima de un buen pollón.

En esta postura le costó un poco y es que tiró a lo grande para empezar, así que el cazador le hizo ponerse de espaldas y se la metió por detrás despacito. Se le puso la carne de gallina al sentir el cipote entrándole por fin dentro. Ya con el agujero del culo hecho, volvió a probar a sentarse encima de la polla y se la tragó enterita. Cómo follaba para no tener experiencia, tan bien que el cámara tuvo que contenerse para no dejarle preñado al ver a semejante pibón saltando sobre él.

Con un dedito dentro del culo, le animó a hacerse la paja prometida, pero sin pelis porno, ni tetas ni chochitos. Le bastó el regusto de una verga en su boca y las buenas sensaciones que le había dejado tener el culito abierto para labrarse una corrida de un par de cojones.

ENJOY NOW THIS SCENE AT LATINLECHE.COM

ENJOY NOW THIS SCENE AT LATINLECHE.COM

ENJOY NOW THIS SCENE AT LATINLECHE.COM

Close