Jonas Jackson y Manuel Skye se follan por turnos y sin condones al guaperas de Austin Sugar | Men At Play

Suited Hustler: Special Edition

Sin duda la organización de estafadores había dado en el clavo al conrtratar en sus filas a Austin Sugar, un chaval guapo, muy agradable a la vista y del que no podían apartar la mirada observando sus labios, su bigotito al estilo italiano y el cuerpazo que hacía una buena percha a ese traje de corbata que llevaba puesto. Y habría podido conseguir estafarles si no fuera porque Manuel Skye y Jonas Jackson ya estaban al día de sus actividades criminales.

La idea era citarle en la habitación del hotel y luego llamar a la pasma, pero al ver que el chaval con tal de llevarse comisión por los negocios, estaba dispuesto a todo, Manuel y Jonas se miraron y pensaron que podrían pasar un buen rato con él antes de meterle en chirona. Jonas empezó la fiesta sacándose la polla por la bragueta. Manuel se arrodilló para comérsela y al momento tuvo la cara del chaval mirando a la suya, los dos comiéndose una pirula, la mano caliente y amigable de Austin acariciando la cara de Manuel mientras se besaban con una polla dura y caliente entre sus bocas.

Le pusieron de rodillas mirando hacia el respaldo del sofá y le desgarraron los pantalones por el trasero descubriendo su impresionante culazo con una raja alucinante que encerraba uno de los agujeritos más deliciosos del mundo. No pudieron resistirse a comerle toda la rajeta entre los dos y Manuel fue el primero en penetrar su ojete apretado y caliente.

El chico gemía tan alto y con tanto vicio que Jonas tuvo que callarle la boca metiéndole la punta de la corbata. Era todo un cerdete que se dejaba querer. Nada más había que ver la forma en la que se agarraba al cuello de Manuel con las dos mano y le miraba fijamente a los ojos exhalando amor por la boquita mientras Jonas le atravesaba el culo con su falo.

Desnudo y sin traje fue un regalo para la vista. Los dos se turnaron para darle cancha, para admirar ese cuerpazo atlético saltando sobre sus pollas. Estaba tan rico que tanto Manuel como Jonas se inclinaron para probar su paja, esperando a que se sacara todo el calcio de la polla, con las caras pegaditas a su rabo. Austin se estiró, gimió fuerte y les regaló toda su leche. En el trullo no les serviría de nada, así que dejaron que el chaval se largara con la pasta, esperando al segundo encuentro.

VER SUITED HUSTLER EN MENATPLAY.COM

VER SUITED HUSTLER EN MENATPLAY.COM

Mostrar más
Botón volver arriba