[MEN] Paddy O’Brian se come por primera vez una polla la de Connor Maguire en «Gay Of Thrones, Part 5»

BEL AMI ONLINE

Hace casi exactamente dos años en que, con motivo del anuncio anticipado de que Paddy O’Brian iba a ser follado por primera vez, abría una serie de especiales en el antiguo blog dedicado a esas estrellas del porno gay (incluso algunos venían además del porno hetero) que perdieron la virginidad con una buena polla en el trasero y delante de las cámaras. Aunque digamos que somos muy modernos, de alguna forma todavía tenemos todos arraigadas esas tradiciones ancestrales en las que el desvirgamiento supone un momento muy especial en nuestra cultura y lo vivimos como tal, de ahí que las primeras folladas a las grandes estrellas del porno, que hasta ahora se las daban de muy activos y reticentes a que nadie les tocase su culito, tuvieran un éxito sin precedentes, provocando un importante cambio en todas las productoras de porno gay del mundo.

No fue Paddy O’Brian sin embargo quien inició este movimiento, sino el actor porno hetero Rocco Reed, que pasó de estar follando coños a tener un manojo de rabos negros gigantes a su entera disposición en una de sus últimas escenas. Pero lo de Paddy fue algo especial, el simpático chaval que se declara hetero pero al que le divierte el sexo con los tios y experimentar, no podía dejar pasar la oportunidad de probar esta moda, así que decidió que era hora de que le metieran por el culo su primera polla y el elegido fue Topher Di Maggio (al que poco después se lo follaría su novio por primera vez). Fue tan sólo una de las muchas escenas en que Paddy le cogió el gustillo, tanto que un año más tarde tres actores porno españoles Alex Brando, Allen King, Gabriel Vanderloo y el cubano Damien Crosse se pegaban con su culo todo un fiestón sin parar de reventarle de polla en su primer gang bang.

Pues chavales, ha pasado otro año y julio vuelve a traernos otro momento épico que estábamos deseando, ver a Paddy O’Brian comerse su primera polla, degustarla conn los labios y la lengua, nada de simples lametones, una polla dentro de la boca como Dios manda, con todo su cipote, todo su pellejo y todos los cojones bailando al son de la mamada. Y el afortunado de comprobar qué se siente cuando Paddy te la come por primera vez es nuestro machote pelirrojo preferido Connor Maguire, en el inicio de la segunda temporada de «Gay Of Thrones» que con su quinta entrega recupera la productora española Alter Sin para traernos un verano de auténtico vicio. Registraos en MEN.com, descargad la escena a 1080p, sentaos cómodamente delante de la pantalla del salón a lo grande para ver cada detalle y escuchar cada rechupeteo mientras vuestra polla cobra vida.

Summer is coming!!

Winter is coming, avisa Jon Nieve a su compañero de aventuras, pero mientras tanto en las llanuras hace calorcito, el viaje es demasiado largo y la tentación no perdona, las pollas aprietan bajo las abrigadas vestiduras y los cojones pesan cargaditos de leche que pide salir a gritos. A Paddy le encanta comprobar de primera mano que su fiel amigo no lleva calzoncillos bajo la fina tela de los pantalones, cuando le saca el rabo por la bragueta y se lo soba un poquito con suaves caricias.

El momento se acerca, Paddy deja de besar los labios de Connor y empieza a agacharse en dirección a su rabo. La atrapa con los dedos por la base y la deja colgar, se entretiene en la parte baja de su torso rozándole con los labios y baja de nuevo posando la raja del cipote sobre su lengua, saboreando el contorno del capullo rosáceo y sintiendo el calorcito de su primera polla recorriéndole el interior de la boca. Despacito primero y después con más confianza, le mete una buena mamada apretando toda la polla con los labios. Un salvaje de las tierras del norte follando, quién diría que iba ser tan cariñoso comiendo pollas.

Sin querer ha hecho que a Connor se le ponga más dura y grande y al notar el capullo tan gordo se la saca y disfruta del pollón enorme sobre sus morros pegándole besitos y chupadas. No hace falta experiencia para comerse un rabo por primera vez, uno va aprendiendo sobre la marcha en función del tamaño del rabo y todo lo que le acompaña. Con el saborcito de su primera polla en la boca, Paddy convertido ya en todo un hombre, sube hasta su dueño y se lo regala con un beso, antes de dejar que Connor lo desnude y despierte al enorme lobo huargo que tiene entre las piernas.

Connor no sabe ni por dónde empezar al verla tan tiesa y gorda apuntalada hacia arriba como un mastil, pero le coloca bien la bandera empinando la cabeza y dando cabezazos, dedicándose por el momento a menear la cabeza alrededor de su enorme capullo como comiéndose uno de esos helados de fresa de poniente. Pocas veces ha tenido en su boca cosas tan duras excepto el filo de una espada, pero eso es diferente, está calentito, tiene vida y si en algún momento les faltara alimento, unos buenos cabezazos bastarían para alimentarse de rica leche hasta llegar al reino.

Consciente de que ambos necesitan una follada y de que aún quedan días para llegar al destino, Paddy abre su culo y lo pone a la vista de su amigo. No es el de una chica pero igual le sirve, grandote, con un buen agujero estrechito para restregar la polla dentro y darle más placer y peludito para que se divierta. A Connor la idea le encanta y comienza a pegarle rápidos lengüetazos por el ojete, su experiencia comiendo almejas aplicada a un tio no puede ser muy distinta, al final los dos terminan abriéndose para dejarle paso.

Cuando le mete la polla dentro comprueba que eso es mejor que un puto coño, le entra tan ajustada y perfecta que casi se corre dentro del condón. Le cuesta metérsela hasta el fondo sin arrastrar con su enorme rabo hacia adentro los alrededores de la raja del culo. Jon Nieve algún día se sentará en el trono que merece, pero hasta que ese momento llegue, practica tomando asiento sobre Connor y empalándose toda la polla. Mientras salta sueña con ese trono de espadas, con montones de soldados desnudos alrededor, con sus rabos enormes apuntalando el techo, todos rogándole que se siente encima y él cumple sus fantasías, saltando sobre uno tras otro, ordeñándolos hasta sacarles la leche a todos, hasta que los alrededores terminan con cuerpos sudorosos y él se levanta, chorreando semen por la raja del culo, resbalándole por el interior de los muslos, dibujando un camino blanco mientras se dirige al trono de hierro y toma asiento con el sonido de un ligero chapoteo de semen.

Jon Nieve, hijo bastardo, guardia de la noche, jura que algún día cumplirá todo eso que pasa por su cabeza, que su padre rey de Invernalia se sentiría orgulloso viéndole hacer libres a tantos hombres, liberándoles de la pesada carga de sus cojones. Eso le da fuerzas para follar como un guerrero sobre la polla de su amigo, con su propia vaina al viento moviéndose en todas direcciones, luchará por lo que quiere.

Connor demuestra fidelidad a su rey y que siempre lo acompañará en su propósito apoyándose contra el árbol, ofreciéndole su hermoso y redondo culo abierto para que se lo folle. Enseguida siente las bondades de ese palo duro y enfurecido entre sus nalgas. Recuerda las leyendas que decían de aquel hombre alto de ojos azules que apareció entre la niebla tras las murallas, buscó al más apuesto de los caballeros de la noche y se lo folló delante de todos con su enorme y larga polla. Juran los libros de los siete reinos que le descargó al muchacho tal cantidad de lefa dentro del culo y con tanta presión, que vieron cómo el apuesto guardia la escupía por la boca.

No sabe si su señor lograría colarse hasta tan lejos, le encantaría sentir el sabor de sus genes recorriéndole la garganta como hizo el guardia de la noche de las leyendas. Pensar en esa posibilidad le pone tan cachondo que termina fertilizando el campo con disparos de lefa que salen de su propia polla mientras Jon Nieve lo tiene aún enganchado por detrás penetrándole el culo. De aquel lobo huargo le viene la rabia, Paddy acaba con las leyendas, se saca el rabo, tensa el cuerpo y la voz le cambia como si se transformase en un animal mientras se aprieta la polla y empieza a chorrear la nieve de sus pelotas sobre el deseado culo de su fiel amigo, dejándoselo tan mojado y con tanta cantidad que al pegarle hostiazos con el rabo salpica semen en todas direcciones. Winter is coming, pero ya saben que no pasarán hambre.

>> VIDEO COMPLETO PADDY O’BRIAN SE COME SU PRIMERA POLLA, LA DE CONNOR MAGUIRE EN «GAY OF THRONES 5» EN MEN.COM

Paddy-OBrian-Connor-Maguire

>> VIDEO COMPLETO PADDY O’BRIAN SE COME SU PRIMERA POLLA, LA DE CONNOR MAGUIRE EN «GAY OF THRONES 5» EN MEN.COM

Mostrar más
Botón volver arriba